Edelweiss’s Voice

El sonido de mis letras

Barry White / Mc Flurry no me encanta

Compré una biblioteca para mi apartamento new. Sé que una biblioteca no es suficiente para hacer realidad el sueño de mi mamá: llevarme todos los libros, revistas y páginas de periódicos, considerando que ella añade a su sueño, los cuadernos que aún conservo, hasta de cuando estudiaba Hotelería en el IUETAEB hace 10 años. Sé que es una exageración, pero hay tantas cosas que me cuesta botar. Y sí, una pila de papeles integra esa lista de cosas…es difícil.

Además, no es que la biblioteca sea tan grande, es de un tamaño aceptable. Tengo unos libros de los que me regalaron en diciembre que han estado dando vueltas en “la otra cama” (nido revuelto de todos los desordenados), buscando puesto. Pero la voy a estrenar con un libro nuevecito que se me atravesó hoy mientras estaba esperando para entrar a una cita con el médico.

Barry White no es el único que sabe de amor es parte de la colección Llámalo amor, si quieres, que no había captado mi atención desde que salió, por la parafernalia, quizás. Pero Feli me leyó una reseña justamente de éste, libro conformado por una antología de cuentos de importantes escritores latinoamericanos, hecha por mi estimado y admirado Roberto Echeto. Ahora de los 10 títulos que conforman la colección, algunos me atraen y otros, en lo absoluto, como todo.

Pero volviendo a éste, Julio Cortázar, Adriano González León, Gabriel García Márquez, Mario Benedetti, Federico Vegas, son sólo algunos de los autores que –tal vez- hemos seguido por sus otras escrituras, y no mucho por sus cuentos. Esta es una sencilla, y baratíiiiiisima forma de acercarse entonces a los cuentos, y vacilarse además, la manera tan cotidiana y nada rebuscada de presentar –como es su costumbre- las diferentes caras del amor, del señor Echeto. Y el pito que toca Barry White en todo esto!

Eso sí, en un solo cuento que he leído he pillado algunos errorcitos tipo los que caza Feli en su blog. Nada grave, cambios de letras, o de “el” por “le”, pero pelones al fin.

En estos casos, pocas veces respeto el orden, creo que nadie lo hace, pero el libro comienza nada menos que con Benedetti y termina con Sergio Ramírez. Yo empecé con Cortázar, no podía ser otro. La señorita Cora.

___________________________________________________________

Como nota aparte y que nada tiene que ver con el libro -salvo por lo de “white” en ambas cosas, debo decir que el Mc FLurry nuevo de McDonalds, ese que trae pedacitos de chocolate blanco de Chocolates El Rey, es de lo peor que he probado últimamente.

Ciertamente, como poco dulce, pero hoy caí en mi propia trampa: una cuña de radio! No precisamente la de Pedro Penzini que hace que a uno no le provoque nada de lo que dice, sino reírse de su ridícula forma de pronunciar. Fue Erika de la Vega, quien hizo la publicidad como saboreándose, no sé. La cosa es que me fui de boca derechito pa McDonalds a comprar el heladito. Y apesta con ganas.

Tenía fe en él, sobre todo porque yo soy consumidora oficial de Chocolates El Rey, de los que vienen sin azúcar, riquísimos, y de los cuales gocé de provisiones semanales cuando trabajaba en el Hilton, gracias a mis amigos-huéspedes directivos de los chocolates. Eran como Willy Wonka para mí, cada vez llegaban a mi escritorio con un paquetico. Nada más lejos de la realidad con el Mc Flurry.

La gente se burla de mí cuando yo digo que ciertas comidas no pegan, pero nadie me hace cambiar de opinión jamás, y el helado empalagoso de McDonalds no pega por nada del mundo con esos trocitos de chocolate blanco. Son como pegajosos, pero porque se pegan en los dientes, no porque peguen con el sirop cansón del helado. Debí haber escuchado a Penzini decir con su tonito “me encanta” y me hubiera reído bastante, en vez de perder ese Cesta ticket.

Anuncios

mayo 27, 2008 - Posted by | De letras, Manías | , , , , ,

7 comentarios »

  1. Voy a encargarle a los Oompa Loompas algunos chocolates sin azúcar para tí… ¿Los prefieres con sucralosa, aspartame ó fructosa? No es ironía, saben distinto, además es mejor preguntar que salir posteado luego…

    Comentario por nautilusverne | mayo 27, 2008 | Responder

  2. Tiene mal olor…

    Comentario por nel | mayo 27, 2008 | Responder

  3. ..Yo no soy muy dulcero…pero el Mcflurry de Mcdonals, para mi es una razón para estar vivo…
    Si en Burger King tuvieran algo parecido….. no comería en otra parte….
    No sabia lo de la edición con chocolate blanco….pero yo no habría caído en la trampa…Me cure hace años del chocolate blanco gracias al “Galack” de Savoy….me sabia como una barra de manteca de cacao (de esas para humectar los labios)..con azucar por encima PUAHH!!!..

    Hay cosas sagradas en la vida y el Mc flurry es un a de ella…no debieron ponerse a experimentar la gente de Mc Donalds

    Comentario por tuqueque | mayo 27, 2008 | Responder

  4. Yo no voy a comentar del helado sino del libro. No sé en que orden lo tendrás pero está atenta con Amor Delirante de Tununa Mercado. Por algo sospecho que te va a gustar y es rapidito de leer en un tiempo de espera

    Comentario por Juan ManuelRoots | mayo 27, 2008 | Responder

  5. jaja “salir posteado”..me gustó esa frase, Nautilusverne…siempre prefiero fructosa, aunque los del Rey llevan maltitol y los Kron, Splenda…

    Nel, dijiste que el helado olía a algo particular, a queso??
    …o que aprecían pedazos de queso, como que fue….

    A mi también me gusta el McFLurry, Tuqueque, pero el normal, el de mantecado que se le ven la boronitas de oreo…de hecho la textura es como lo más provocativo, porque también empalaga horrible. Pero éste, que se llama algo así como “apasiónate”, es pésimo.

    Anotado, Juan Manuel, gracias por la recomendación…veré si en una espera de hoy me da chance de leerlo. En pleno ajetreo necesito los cortos!

    Comentario por edelweissvoice | mayo 27, 2008 | Responder

  6. A mi me gusta el helado de Mcdonalds sobre todo el de vainilla y respeto tus gustos ya que todos tenemos diferentes gustos a algo y no es algo del otro mundo, es parte de ser humano.

    Saludos!

    Comentario por poemas | junio 1, 2008 | Responder

  7. ¡Hola! ¿sabes? a mi nunca me han gustado esos helados de Mc Donalds, y la presentación no ayuda mucho que se diga jajajaja, pero igual que a ti, la publicidad me ha envuelto y ¡puff! caigo en sus redes… Una prueba más de que funciona jejejeje… Me di un peseito por tu blog y me encantó. Cuando tenga chance vuelvo, un abrazo!

    Comentario por sophienita | junio 3, 2008 | Responder


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: